¿Qué es un regalo diferente?

Desde el principio en miregaloparati.com hemos pensado en hacer “regalos diferentes” y tal vez te preguntes que a qué nos referimos. Pues vamos allá.
Si pensamos en un regalo a todos se nos viene a la cabeza una caja con un gran lazo rojo, pues sí, por ahí va la cosa. Pero un regalo diferente es mucho más.
Partimos de nuestra premisa básica de que cada regalo debe ser único, especial, personalizado y una gran sorpresa. Pues bien, de eso nos encargamos, de darte esas ideas y de vendértelas (claro), pero también si lo prefieres de que seas tu misma/o quién las desarrolles o que te guíes por nuestro regalos a coste 0.
En miregaloparati.com hemos reunido una selección de “regalos diferentes” y con regalos diferentes nos referimos a tener un “detallazo con esa persona especial en ese momento especial”.

Si echas un vistazo a la página ni te imaginabas que podías regalar todas estas cosas, pero es que en miregaloparati.com vamos más allá. Además de esos regalos que ya de por sí son especiales, y esa persona ni se los imagina, vamos a añadirle algunos ingredientes más.

Lo primero, el embalaje. Será coqueto, cuidado y casi más bonito que el propio regalo, de esos que dará pena romper.

Ahora tú eliges, te mandamos el regalo a tu casa y tú se lo entregas en mano a esa persona especial, o…. ¿Qué te parece algo de emoción e intriga? Perfecto.´
Pues entonces lo introduciremos en una caja blanca, sin más señas que el nombre del destinatario y la pegatina de la empresa de la mensajería.

Hagamos que tu regalo sea “sorpresa”, lo enviamos a casa de su destinatario, o al trabajo, o a dónde tu nos digas…. ¿se te ocurre el lugar ideal? Pues genial.
El que lo reciba no se lo esperará…llamarán a su puerta y se encontrará de bruces con un mensajero que preguntará por él/ella… ¿te imaginas su cara? Seguramente pensará que es una equivocación, pero no…le preguntarán si es el destinatario del paquete y al escuchar su nombre no tendrá más remedio que decir que sí. A partir de ahí….mil preguntas le rondarán la cabeza: ¿Qué será? ¿De quién? y le soltará al mensajero: “pero si yo no he pedido nada” y lo cogerá con un mar de intriga en el estómago.

A partir de ahí, lo moverá, comprobará su peso, incluso lo soltará sobre la mesa para admirarlo un rato, haciéndose mil preguntas.
Cuando por fin se decida a abrirlo, estará incluso nervioso/a, y se quedará enamorado/a de ese regalo que hay dentro de la caja y que aún no sabe lo que es.
Ahora otra vez tenemos dos opciones. Decirle ya quién se lo envía o dejarlo/a con la duda hasta que seas tu mismo/a quién se lo digas, o incluso si lo deseas te guardamos el secreto para siempre.

Si has decidido que lo sepa será el momento de que lea la nota que tu misma/o le has escrito, porque incluiremos tu mensaje personalizado.
Y por si fuera poco, aún queda la emoción de abrir el regalo y encontrarse con algo que tal vez ni se imaginaba que existía, o por lo menos no se esperaba seguro.
Tras esto, coge el teléfono, porque esa persona tan especial no tardará en llamarte para darte las gracias por ese regalo tan especial y desde luego por ese “regalo diferente”.